Calaverita calaverota

Calaverita, calaverota
no me lleves por favor,
tú sabes que nunca he fumado
ni tomado una gota de licor.

Yo le soy fiel al grupo contra adicciones
que con la calaca y la huesuda
siempre damos todo lo mejor,
para

Calavera para el torero

Por andar en un ruedo
enfurenciendo a un toro,
un cuerno le han clavado
a ese pobre torero.

Ya lo traen colgando
por todo el lugar,
la muerte lo anda ayudando
para podérselo llevar.

Fue a dar al hospital
donde

La Catrina de vacaciones

Estaba la huesuda emocionada
pues a los Estados Unidos se iría
intimidando a todo el que lo atendiera
diciéndole que la muerte se lo cargaría.

Ya volando se quedó asustando
a su compañero de fila
diciéndole que se lo llevaría

La calaca fue con ella

La muerte mucha flojera le daba
Ya que para el 2 de noviembre pocos días faltaban
La flaca vio que ella mucho trabajaba.
Le daba tristeza pues todos sus huesos se cansan
La calaca fue con ella y declaraba:
“échale

La costurera y La Calaca

Ayer me encontré a la flaca fastuosamente arreglada
Preocupadamente dije, -ora tu, pues de que se trata-
Ya danzaste mucho por estos lados, vete a donde hagas falta
Sorprendida la catrina, que suelta la carcajada
-No te preocupes mija, mi